jtemplate.ru - free Joomla templates
Avikar230x200
OfficeMax230x200

Tweets@upata288

No element with class="content" found.
02:42AM Jul 24
No element with class="content" found.
02:42AM Jul 24
upata288
upata288 Anita Acevedo de Castro de las primeras periodistas de Venezuela, y era de Upata http://upata.com/index.php/personajes/88-anita-acevedo-de-castro-y-el-periodico-el-alba
06:48PM Jan 17
upata288
upata288 ¿Quieres saber de dónde viene la expresión la hora en que mataron a Lola? http://upata.com/index.php/noticias2/147-la-hora-en-la-que-mataron-a-lola
06:40PM Jan 17
TiendadeImagen
TiendadeImagen Posters de Venezuela http://imagesstore.com/
09:41PM Jan 10

A la orilla del café

 

Soy realista porque me niego a dejar fuera de la realidad
hasta la última migaja de sueño.
Julio Cortázar

 

cafe150En la mesa de un café la vida se detiene y se transforma en cine. En una película, quiero decir. Desde hace muchísimo sentarme en un café tiene implicaciones de aproximación al hecho artístico, en esencia porque darse a la tarea de contemplar el rollo cinematográfico que se proyecta mientras estás metido de cabeza en tu trinchera se parece mucho a arrellanarse  en una butaca de la sala oscura.

Read more...

Sí, el cine

"En mi pueblo, cuando éramos niños, mi madre nos preguntaba a mi hermano y a mí
 si preferíamos ir al cine o a comer con una frase festiva: «¿Cine o sardina?».

Nunca escogimos la sardina "
Guillermo Cabrera Infante

 

A Yeriani Suárez Manrique, mi hija
que todavía habita el planeta de la niñez.

 

Cine Bolívar Upata 1950Para esa época Upata era del tamaño de mi dedo pulgar, pequeñita, pero tenía más de doscientos años de fundada y menos de diez mil habitantes. Las calles signaban sus nombres tomando la clásica composición del fresco independentista venezolano y se acomodaban a la vieja pero útil cuadricula española, la misma que en el año de 1762 le sirvió a los frailes capuchinos catalanes para suscribir el acta de fundación de la ciudad.

Read more...

La “Casa de la plaza”

20120527 upata 036La “Casa de la plaza”, de la que voy a hablar – según mi propia nomenclatura – quedaba a mitad de cuadra frente al cuadrilátero de la plaza Bolívar, por el costado izquierdo. Era una casota de techo de tejas y paredes de mampostería, supongo que de las mejores construcciones de Upata. En sus buenos tiempos había pertenecido a tío Pedro Inserri, hermano de mi abuela Manuela, madre de mamá y de todas las tías de estos cuentos. No se por cuales circunstancias tío Pedro había dejado el pueblo y le había regalado la casa a su hermana, así como también algún ganado que nunca se supo cuando ni como desapareció.

Era de mi conocimiento, de una manera muy vaga, por cierto, que mi abuela Manuela, con todos sus hijos, en vida  de mi abuelo Juan Rodríguez, su esposo,  a quien no conocí, poseía una tienda en una de las esquinas de la plaza. Se llamaba “La cueva”, y fue infortunadamente presa de un incendio que los dejó a todos en la calle. Ese fue el comienzo de la vida un poco a la gitana que empezó a llevar mi familia materna.

Tráfico

Visitas Hoy:48
Visitas totales:50468

Visitor IP : 54.227.63.195 Visitor Info : Unknown - Unknown Wednesday, 23 July 2014 22:12

We have 11 guests and no members online

Background Image

Header Color

:

Content Color

: